Cuidado de los ojos en verano

gafas sol junior

Durante todo el año debemos cuidar de nuestros ojos, pero con la llegada del verano nuestros ojos se exponen a situaciones propias de esta estación donde debemos tener un especial cuidado de los ojos.

En los meses de verano los niños ya no tienen tantas obligaciones ni la supervisión de sus profesores por lo que pasan mucho más tiempo dedicados a actividades de ocio, ya sea en la playa, la piscina, el parque, en un camping o en la montaña. Para intentar evitar ciertos problemas con los ojos conviene tener en cuenta una serie de recomendaciones:

1. En primer lugar debemos saber que los ojos de los niños tienen una menor protección natural frente a la radiación ultravioleta, de ahí la recomendación de comprar unas gafas de sol infantiles, un artículo que no tiene por qué ser caro y se suele fabricar con materiales resistentes para que duren toda la temporada.

2. Si le gusta preparar barbacoas, es más que recomendable mantener a los niños a cierta distancia, ya no solo por el peligro de las brasas y el fuego, sino también por el humo y el aire caliente que puede irritar sus ojos o secarlos, dando lugar a molestias y posibles infecciones.

3. Debemos tener cuidado con la arena, cuando los niños juegan en la playa o en los bancos de arena de los parques, puede que el viento u otros niños le echen arena en los ojos, si esto ocurre debemos enjuagar los ojos inmediatamente y no dejar que el niño se frote, ya que se podría hacer daño en la córnea por no hablar de la cantidad de bacterias que tiene la arena y que pueden dar lugar a irritaciones.

4. Si tiene la suerte de tener una piscina o acude con frecuencia a piscinas públicas, debemos prestar especial atención a los niveles de cloro, tanto si tenemos alergia como sino, un exceso de cloro puede irritar los ojos con facilidad. En las piscinas públicas se suele controlar los niveles de producto químico con sistemas automatizados, pero ya se sabe que la gente se suele orinar, lo que modifica la acidez del agua. Por tanto pueden usar gafas de natación o bien darse una ducha rápida después del baño.

5. Si suele ir a bañarse a la playa, un río o a un lago, debe ser consciente de que en esas aguas también hay gran cantidad de residuos y gérmenes, no es por ser alarmista, es la realidad, por tanto del mismo modo unas gafas de natación, de buceo o una ducha tras el baño puede ser beneficioso para evitar irritaciones oculares.

6. Si suelen usar lentillas, una de dos, o usamos lentillas diarias de usar y tirar o bien nos bañamos sin lentillas, ya que de lo contrario nos arriesgamos a que se acumulen bacterias y partículas entre el ojo y la lente de contacto, que una vez más nos pueden ocasionar molestias e incluso infecciones.

Más entradas sobre: ojos irritados y brillosos que puede ser?, monturas de gafas infantiles rey ban

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.