Test para degeneración macular

La degeneración macular implica una perdida progresiva e indolora de la visión. A día de hoy es un mal que sufren muchos, y que no tiene solución, en todo caso se pueden tomar ciertas medidas para prevenir su aparición y para frenar su desarrollo.

Algunos síntomas de la degeneración macular pueden ser: ver áreas en sombra en tu campo de visión, o visión distorsionada. Además existe lo que se conoce como degeneración macular asociada a la edad, considerada por los profesionales como una de las principales causas de perdida de visión, especialmente en personas mayores de 65 años.

Por si tienes curiosidad o albergas ciertas dudas, hoy queremos compartir con vosotros esta rejilla de Amsler, un test para degeneración macular que emplean algunos especialistas, no obstante, recomendamos acudir al oftalmólogo en caso de duda para realizar un examen en profundidad.

Test para degeneración macular

Con el siguiente test para degeneración macular puedes poner a prueba tu visión, simplemente sigue los pasos indicados:

1. Tapa tu ojo derecho, y enfoca la visión de tu ojo izquierdo en el punto central de la rejilla.

2. Luego repite la operación, pero cambiando de ojo.

Las personas con una mácula sana ven la rejilla normal, sin interrupciones entre las líneas horizontales y verticales. En cambio, al realizar el test de Amsler, las personas con degeneración macular pueden ver las líneas ondeadas, borrosas o distorsionadas, e incluso puede que no vean ciertas secciones.

Más entradas sobre: rejilla de amsler, test optico degeneracion macular, pureba degeneración macular, degeneracion macular avastin, prueba visual de degeneracion macular, tto de la degeneracion macular con avastin, examenes para degeneracion macular, pruebas para determinar degeneracion macular, pruebas para detectar la degeneracion macular , avastin para degeneracion macular

Un pensamiento en “Test para degeneración macular

  1. Victor Acevedo

    Lo lamentable de este problema es que afecta a una gran cantidad de personas, pero por lo menos existen algunos métodos para combatir con ella, como es el caso de:
    Cirugía láser (fotocoagulación con láser): un pequeño haz de luz destruye los vasos sanguíneos anormales y permeables.
    Terapia fotodinámica: una luz activa un fármaco que se inyecta en el cuerpo para destruir los vasos sanguíneos permeables.
    Medicamentos especiales que impiden la formación de nuevos vasos sanguíneos en el ojo (terapia antiangiogénesis o anti-VEGF): fármacos como bevacizumab (Avastin) y ranibizumab (Lucentis) se inyectan en el ojo. Éste es un proceso indoloro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.